viernes, 3 de diciembre de 2010

GALA DE LA LLENGUA VALENCIANA (IV EDICIO): DISCURS

GALA DE LA LLENGUA VALENCIANA (IV EDICIO): DISCURS DE JUAN GARCIA SENTANDREU

Sres. i Senyors

Com a anfitro de l´acte d´esta nit i abans d´introduir el motiu de la meua intervencio, vullc agrair a tots vostes, en nom de la Fundacio Nou Valencianisme, l´acolliment i participacio en este acte d´exaltasio i defensa de la llengua valenciana. Es motiu fonamental de la Fundacio acabar d´una vergà per totes en l´argumentari catalaniste de que la propietat de la llengua te una naturalea científica i que, hui per hui, les universitats son univoques a l´hora de defendre l´unitat llingüstica.

Ni es veritat que la llegua la facen els filolecs ni es veritat que en l´ambit cientific la postura unánime defenga la falsa unitat del valencià i el català.

En primer lloc, Sres i Senyors, perque com s´ha demostrat cientificament la llengua es propietat de qui la parla, el poble, i es ell qui li marca el seu devindre en l´historia. Es el poble, exclusivament, qui marca les pautes i arrels que atres institucions que l´estudien arreplegaran com a simples fedataris d´una voluntat que, com en la valenciana, es incontrovertible a l´hora de defendre la seua independencia i genuitat.

Com tambe es cientificament fals i contradictori donarli a la llengua una dimensio academica vinculada exclusivament a la filología, excloent les seues dimensions juridiques, historiques, politiques i sociologiques que tambe treballen i estudien el comportament en estos ambits académics.

Y en segon lloc, es mes que evident i ad este acte em remitixc, a l´hora de afirmar contundentment que debem de combatre este mite que´s exclou i silencia l´abrumadora aportacio cinentifica y academica que defen de manera indubità la singularitat i originalitat de la llengua valenciana front al català o barceloni tret de l´alquimia política nacionalista per a dominar a un poble.

Ni les llengues son propietat dels filolecs o academics ni la ciencia es situa unánime, ni molt manco, en la banda de l´unitat llingüistica.

Una provà d´aço -i esta es la nostra missio com a Fundacio Cultural- es este acte i totes les gales anteriors on escritors, lliterats, professors, catedràtics, historiadors, juristes, sociolecs i filolecs proclamen sense genere de dubte que la llengua valenciana es anterior, genuina i propia del poble valencià.

I he ho que defenguen hui en este acte academic sabedors de que es i será el poble qui vertaderament marque les pautes per a eixe devindre de l´idioma valencià, com l´ha fet a lo llarc de sigles i sigles de l´historia del nostre Regne de Valencia.

Complint este objetiu vullc denunciar davant la societat valenciana i davant tots vostes l´acolliment jurisprudencial pels tribunals del mite de l´autoritat i propietat academica de la llengua valenciana, que supon un greu i rellevant perill per a la singularitat de l´idioma valencià la validacio pels tribunals valencians i espanyols d´este argument per a justificar l´unitat llingustica.

Desde la sentencia de 5 d´abril de 2006 de la Sala Tercera del Tribunal Supremo, tant esta Magistratura com les Sales de lo Contencios Administratiu del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana, proclamen de manera unánime que la facultat per a determinar la naturalea d´una llengua, no a soles en l´ambit academic, sino en tots els ambits socials i politics, residix exlusivament en la autoritat academica o universitaria. Es lo que en l´hermeneutica jurídica es denomina “discrecionalitat técnica” o “doctrina científica”.

Pero, a major abundament, es reconeix a l´Academia Valenciana de la Llengua la seua potestat oficial, inclus, per a cambiar la denominacio oficial de l´idioma valencia, acollit en el nostre estatut d´autonomía, per la de català, establida en son dictamen de 9 de Febrer de 2005, naixcut del pacte de Barcelona entre la clase política catalana i el govern valencià.

D´esta manera, la justicia, en valor y ranc jurisprudencial, ve proclamant desde la dita sentencia de 6 d´Abril de 2006, fins a la mes recent de 15 de Març de 2009, tambe del Tribunal Supremo Sala Tercera de lo Contencios Administratiu, que la Generalitat Valenciana, en la creacio de l´Academia Valenciana de la Llengua el 16 de Setembre de 1998 i, mes especialmente, desde el dictamen al voltant de la naturalea de la llengua, ha perdut la seua autoritat política.

I la ha perduda al renunciara ad ella en benefici de la nova academia, que adquirí categoría d´institucio normativa al inclourela en l´articul 6 del nou estatut d´autonomia aprovat en les Cots Valencianes en Abril de 2006, precisament en la mateixa data que la mentada sentencia on es proclama l´autoritat academica de l´AVLL i de les Universitats per a impondre la denominació de català per davant i per damunt de la acollida en el nostre Estatut d´Autonomia com a idioma valencià.

Diu la repetida sentencia del Tribunal Supremo que "ese problema de si son o no lenguas diferentes el valenciano y el catalán ya ha de aceptarse que no está resuelto en el Estatuto de Autonomía de la Comunidad Valenciana, según ha declarado la STC 75/1997. Por tanto, al no tener una solución normativa, ha de ser considerado como un problema ajeno al Derecho que tiene su sede natural en el ámbito científico o académico, y esto hace que para su decisión hayan de seguirse en buena medida los patrones que encarnan la llamada doctrina de la discrecionalidad técnica; es decir, ha de estarse a lo que sobre dicho problema haya prevalecido en la doctrina científica".

Es senta jurisprudencialment, com vos dic, la teoría de la discrecionalitat técnica a l´hora de concloure si el valencia i el catalán son o no idiomes diferents.

Per a que ubiqueu el debat judicial, hem de aclarir que mos troben davant la controversia de la qualificacio profesional per a l´acces al cos de mestres d´ensenyança secundaria de la Generalitat Valenciana i la homologacio de tituls de valencià i català.

L´exclussio de la titulacio de Filologia Catalana de la convocatoria va fer que de manera solidaria es promoguera un recurs contencios contra la Generalitat Valenciana per part de la catalanista Accio Cultural del Pais Valencia i el sindicat de Trebayadors de l´ensenyansa del País Valencia- Intersindical Valenciana afi a Esquerra Republicana de Catalunya.

La sentencia, diu en son apartat sext que "El problema de fondo que la parte demandante planteó en la instancia se sustenta en una básica idea que está presente en el planteamiento de todos los motivos de impugnación: que los vocablos valenciano y catalán solo son denominaciones de una misma lengua, o lo que es igual, que esos dos vocablos son las distintas denominaciones que esta lengua común recibe en los diferentes territorios donde es utilizada como lengua propia".

"Para apoyar lo anterior se invoca fundamentalmente: que así aparece en diccionarios avalados por prestigiosas instituciones con competencia en materia lingüística; que en la normativa estatal sobre educación la expresión Filología Catalana da nombre a una sóla área de conocimiento que agrupa tanto los contenidos académicos correspondientes a la lengua catalana como los correspondientes a la lengua valenciana; y que la equiparación académica del valenciano y el catalán aparece así mismo en los Estatutos de las Universidades de Valencia, Castellón de la Plana y Alicante".

"Y la conclusión que se intenta derivar de todo ello es que la aquí discutida convalidación entre títulos o certificados, por estar referidos a lo que en el campo científico se considera un mismo saber académico, es una exigencia del principio constitucional de igualdad que reconocen (en ámbitos distintos) los artículos 14 y 23.2 de la Constitución".

"La Generalitat Valenciana, en su contestación a la demanda, la oposición principal que realizó al anterior planteamiento de la parte actora consistió en invocar lo establecido sobre el valenciano en el artículo 7 del Estatuto de Autonomía de la Comunidad Valenciana".

Es a dir, front a l´argument del carácter cientific de l´unitat llinguistica aportat pels catalanistes recurrents, la Generalitat basa la sea defensa en la preponderancia de la denominacio de idioma valencià proclamar en l´Estatut d´Autonomía. Pero la Sala, que ya había aclarit que el debat deuria de reconduirse a obtindre proves i arguments al voltant de la naturalea de les dos llengues i de sa posible unitat o equivalencia ya que l´estatut no aclaría si eren o no llengues diferents, manifesta que " la consecuencia de lo que antecede, en el caso aquí litigioso, es que la polémica se traslada a esta otra cuestión: determinar cual de las dos partes litigantes ha ofrecido, en defensa de la respectiva solución preconizada, los elementos de convicción más consistentes en ese nivel científico en que hay que situarse".

"La respuesta tiene que ser que la parte demandante – els catalanistes- ha ofrecido datos suficientes que revelan que esa unidad lingüística defendida por ella tiene un importantísimo reconocimiento en el campo científico y académico, mientras que la Administración demandada no ha ofrecido datos, procedentes de ese mismo campo, que exterioricen la existencia de corrientes doctrinales de similar magnitud que sostengan opiniones discrepantes acerca de si el valenciano y el catalán constituyen o no un mismo sistema lingüístico".

I aclarix, i crec aço mos situa davant el greu problema davant el que mos trobem, que "Es especialmente significativo el acuerdo de la Academia Valenciana de la Lengua de 9 de febrero de 2005, por el que se aprueba el dictamen sobre los principios y criterios para la defensa de la denominación y la entidad del valenciano. En este dictamen se afirma que la lengua propia e histórica de los valencianos, desde el punto de vista de la filología, es también la que comparten las Comunidades Autónomas de Cataluña y de las Islas Baleares y el Principado de Andorra, y que las diferentes hablas de todos estos territorios constituyen una lengua, un mismo sistema lingüístico; se dice también que compartir una lengua no implica que los valencianos no tengan unas señas de identidad y unas características propias, y que las perciban como claramente diferenciadas de las de otros pueblos que usan esa misma lengua; y que es un hecho que en España hay dos denominaciones igualmente legales para designar esta lengua: la de valenciano y la de catalán".

I afegix, el Tribunal: "La línea argumental seguida por la Generalitat Valenciana en su escrito de oposición a la casación viene a reconocer lo anterior, desde el momento en que la Generalitat Valenciana pone el acento en que el valenciano es una variedad de la lengua catalana y en que es el dato de esa variedad el que justifica la dualidad de certificaciones administrativas que preconiza y la aquí polémica supresión de convalidaciones".

Es dir, la nostra Generalitat basa la seua defensa de que les titulacions de valencià i català no son les mateixes i no es poden homologar en que el “valencià es una varietat dialectal del català”, i que” es en eixa varietat on residix la diferencia que justificaría que no siguen una mateixa llengua”.

L´argument es, desde´l punt de vista juridic i de la doctrina científica un autentic regal al catalanisme. No es pot mantindre en una minima racionalitat i vergonya que el valencià i el català son diferents perque u siga –que no ho es- una variant dialectal de l´atre.

Este pleit es el refleix de la complicitat i culpabilitat de l´administracio valenciana en el proces de catalanisacio progresiu que patix la nostra societat. Sense genere de dubte.

La Generalitat Valenciana sap perfectament que l´independencia i originalitat de l´idioma valencià te forts arguments cientifics sostesos per persones i personalitats, per entitats i atres academies, en una fortalea i coherencia, dignes no ser menspenyades per la nostra clase política governant. Arguments incontestats i incontestables que si, el governant de tanda vullguera, es farien aplegar a totes les instancies judicials per a detindre esta vorágine.

Pero com heu vist, es fa urgent, imperiosament urgent, la desaparicio política i jurídica de l´instrument de oficialisacio i llegalisacio del catalanisme en la Comunitat Valenciana: L´Academia Valenciana de la Llengua.

Tot lo que faça el valencianisme que no siga fixar els seu objetius en detinde este organisme creat por la Generalitat i que treballa baix els auspicis de la Conselleria de Presidencia en un multimillonari presupost, no anirà acertadament encaminat.

Doneuse conter com la seua existencia i el seu dictamen de 9 de Febrer de 2005 es la base positiva a nivel juridic que dona valor normatiu als criteris de “discrecionalitat técnica” o “doctrina científica” que poc a poc van guanyant la batalla, davant els tribunals, per als defensors de la gran mentira de l´inexistencia de l´idioma valencià.

El valor interpretatiu de la llei que fan les sentencies i la seua jurisprudencia es, a dia de hui, totalment contraria a la realitat histórica, llingüistica y sociológica del poble valencià. Pero es que la realitat política va per un atre cami. I mentres no sigam capaços de crear una alternativa política que mos reconcilie en el sentiment popular, la veritat llinguistica i l´autentica historia del poble valencià, el nostre Regne de Valencia no tindrà garantit ni el seu futur ni la seua personalitat.

Per aixo debem d´aprofitar este acte per a conjuramos tots els que estem aci, i els que no están pero senten en lo mes fondo del seu cor valencià l´amor per lo nostre, per a seguir de nou en el compromis original d´esta fundacio Nou Valencianisme que naixque per a la regeneracio política dels valencians, per tal de dotarlos d´un instrument contundent, valent i en la determinacio necesaria per a tornar a este poble la desijada esperança per a guanyar el nostre futur, en clau valenciana.

Bona nit i moltes gracies.

0 comentarios:

Publicar un comentario