domingo, 30 de septiembre de 2012

Sólo los 29 de septiembre, día de San Miguel




Sólo los 29 de septiembre, día de San Miguel
UN RAYO DE SOL SEÑALA LA UBICACIÓN EXACTA DE LA CRIPTA DE LA REINA DÑA GERMANA

En mi libro “El Palacio Real de Valencia” (2011) cuento que los últimos moradores estables de sangre real del Palacio fueron los Virreyes de Valencia, Dña. Germana de Foix y D. Fernando de Aragón, Duque de Calabria y tercer esposo, ya que Dña. Germana casó en primeras nupcias con D. Fernando el Católico a la muerte de la Reina Isabel y, posteriormente, con Fernando de Brandeburgo.

En esta época el Palacio Real de Valencia contaba con una de las mejores bibliotecas y una de las capillas musicales más sobresalientes. Además, se desarrolló una auténtica corte renacentista agrupada alrededor de manifestaciones festivas, literarias y musicales que hacían del magno edificio uno de los más admirados por las cortes europeas. Autores coetáneos nos relatan ese ambiente de actividades cinegéticas, fiestas y juegos galantes, atendidas en el palacio de las “300 llaves” por cerca de 200 sirvientes.

Pero la muerte del Duque de Calabria en 1550  supuso una clara inflexión en la historia del Palacio Real. La mayor parte de los bienes pasaron al monasterio de San Miguel de los Reyes donde se encuentran enterrados los Duques y Virreyes de Valencia, Germana y Fernando, en un lugar sólo determinado por un rayo de luz solar que penetra a las 9,30 de la mañana por una estrecha ventana, a ras de suelo, y con una cruz en su verja que señala y dibuja sobre el suelo del Monasterio la ubicación de la cripta virreinal , confirmada por exploraciones con georradar pero no por excavaciones arqueológicas.

Ayer, 29 de Septiembre, día de San Miguel y en el Monasterio que lleva su nombre, cientos de valencianos se dieron cita para presenciar un fenómeno tan desconocido como singular.

0 comentarios:

Publicar un comentario